lunes, 28 de diciembre de 2009

El Bar de los Granujas


Tan sólo si existiera una regla superior y trascendente al mundo humano podría calificarse a estos seres de “malos”. Pero, siendo el bien y el mal un invento de los hombres, ¿quién podría juzgar sus actitudes mundanas?

El uno sembraba ilusiones y cosechaba desdichas. Tiraba sus semillas sobre hombres crédulos, padres de familia, trabajadores ahorristas o simples mojigatos de pueblo. Las promesas eran sus espadas y la palabra su cota de malla ante cualquier ataque enemigo. Vendía humos y flores de colores. Y cuando los pétalos se marchitaban ya era muy tarde para explicaciones.

El otro engañaba a mujeres con sus dientes de perlas. Las invitaba a las regiones más bellas, les hablaba de amor, de un futuro deseado y de lunas eternas. Ninguna podía resistirse a su encanto varonil, tenía el toque justo de macho y caballero. La rosas brotaban de su boca cómo cálidas cerezas y anillos de diamante. Cuando se cansaba de ellas, simplemente desaparecía.

El tercero repartía tristezas expandiendo mares de lágrimas. Las saladas se contagiaban y por donde pasaba ennegrecía corazones y enmudecía las risas. Era imposible no sentirse un miserable a su lado y más de un gentil se había quitado la vida luego de una charla con él. Portaba malas nuevas y viejas. Sólo de vez en cuando sonreía.

Uno más había, tal vez el más fiero, que gastaba una pequeña cajita. En ella guardaba el peor de todos lo males: el desaliento. A nadie alegraba y robaba las almas de los héroes de ocasión, de los consagrados, de los ídolos casuales. Si alguien triunfaba no tardaba en caerse de los laureles luego de que él lo soplara. Y si alguien perdía nunca llegaría a ser nadie si él no lo dejaba.

Los cuatro solían reunirse en un bar una vez al año a ahogar sus penas. No eran felices ni pretendían serlo, tan sólo respiraban su humanidad fumando momentos sin gloria.

No se les conoce familia alguna. Mas se dice que sus hijos se multiplican a gran escala, poblando cada vez más este parco mundo.

24 comentarios:

Yo NO SOY Cindy Crawford!! dijo...

Será que todos somos en algún momento cualquiera de estos personajes??

Me quedé pensando...

Enric Pérez dijo...

Fantástica descripción del alma humana, tan extendida. Sin duda ese bar está en una calle de mala nota, en un barrio de peor nombre.

Un saludo.

SIL dijo...

Con esta magnífica rosa de los vientos, nos orientaste de la manera más original posible, hacia la descripción de la raza humana.

Las divisiones son perfectas.
La mención de la proliferación en el cierre es genial.

Yo no soy Cindy Crowford ! pero coincido con su comentario.

Buenísimo, DONJUAN !!!
Mil besos.

SIL dijo...

Léase correctamente: Crawford!!
Besos
:)

ana. dijo...

Es verdad que el bien y el mal es un invento de los hombres, pero además de estos que describís acá, hay otros que contrarestan su efecto, como un antídoto, son esos que miran caer una estrella y piden un deseo, los que creen en la esperanza apesar de todo, los que cantan al amanecer, los que prefieren el rocío en los pétalos a la flor cortada y están los que escriben, como vos.

besossssssss

Norma Ruiz dijo...

galán:
perfecta descripción de nosotros mismos.
querido amigo te deseo feliz año nuevo.
gracias por tú companía.
el próximo año estaré para ver la semblanza del barrio-
besos

Viviana dijo...

Creo que yo visito de vez en cuando ese bar, es más, los conozco.
Bueno, espero que este nuevo año no te reúna con ninguno de esos granujas, o bien, que pierdan sus poderes ante tu presencia.
¡Buen año, Galán!
Un besote

Paloma dijo...

En cada párrafo alguien se me vino a la mente. Y leía que Eric hablaba de descriipción del alma y me pregunté "Por qué no me sentí representada?".. probablemente sea más facil ver en el otro los errores que en nosotros mismos.
Y una historia sin final, atravesada en la garganta como un nudo de angustia, me hace morderme los labios al leer el parrafo 3.
En fin, buen año Galan!

El Jardinero del Kaos dijo...

Versión actualizada de los cuatro jinetes del Apocalipsis, en un mundo globalizado como el de hoy, creo que estos granujas serian lo mas efectivo...curioso numero el 4.

todo muy simbologico.

un saludete querido

Viejex dijo...

Hay una mesa al lado de esa en el que hay unos que provocan ocasionalmente sonrisas, excepcionalmente risotadas francas y estruendosas, otras veces emociones que revitalizan el corazón y cuando la ocasión lo amerita, reparten abrazos y consuelo.

Le recomiendo cambiar de mesa, estimado.

Huya de esos granujas como de la peste.

HUMO dijo...

...ahogar sus penas. No eran felices ni pretendían serlo, tan sólo respiraban su humanidad fumando momentos sin gloria.

Esto es absolutamente impecable!

Lo mejor para el 2010!

Besos!

=) HUMO

Jaz3000 dijo...

Lo había leído ayer, si no me equivoco, pero quise dejar un lapso de tiempo antes de postear. No quiero que pase lo del comentario anterior jajaja (Mi cabeza siempre está llena de aire).

Tienes una habilidad particular para escribir finales. Me sorprenden y me dejan pensando, me gusta.

El cuarto es él que me dió algo de escalosfríos. Al parecer me ha dado demasiadas visitas durante mi vida jaja.

Nice. Very nice indeed.

Que tengas un lindo año nuevo.

Nuria K. dijo...

Según la mitología griega, no son los hombres quienes inventaron el bien y el mal, sino que fue un castigo designado por el dios Zeus a Prometeo por haber osado robarse el fuego. La famosa "caja de Pandora" contenía todos los males que contaminaron al mundo. Este mito es una buena excusa para justificarnos de que el mundo esté así como está.
Muy interesante el final que le diste al texto!!! Saludos

Arya dijo...

Buena la filosofada.. mejor el ponernoslo en espejo.

A crear.. y recrearse digo yo ; )

Un abrazo.. te.

SIL dijo...

Ya sé que no estás, Donjuan,
pero ayer se murió un grande...
y cuando escuché a mi mamá llorando en el teléfono a las 9 de la noche, dándome la noticia, sentí necesidad de venir a dejarte un beso.
Esas necesidades raras que le agarran a una vio...
(será la edad ?) puede ser...

A buen entendedor...

Un abrazo, Galán de Barrio !!!
:)


SIL

Lascivia dijo...

Nunca describieran tan bien el alma humana o no osaron hacerlo.


Feliz de volver a leerte, Galá.


Besos de esos.

Giselita dijo...

La verdad que no dejás de sorprenderme...
Excelente, de los que más me gustan!
Saluditos Galán

Berserkwolf dijo...

si pudiese jusgarce... aun si tener realmente ese poder muchos je je se dan esa atribucion(yo lo he hecho en mas de una ocacion)tanta humanidad lo lleva a uno a reflexionar, como de costumbre me aferro al inicio y al final(cierto gusto tengo por estos)

isabel dijo...

Galanete...

Eva dijo...

Hace rato que te leo pero es la primera vez que comento.
Esos granujas son el gran corso del mundo. Muy bien descripto. Lindo texto.
Saludos cordiales

Paula Daiana dijo...

Hoy en la playa me acordaba de vos cuando veia que una carpa verde llevaba el sello de su barrio: "Albatros"... y aca estoy visitando sus pagos y reflexionando sobre sus palabras, a veces es lindo pensar sobre estas cosas, yo hace rato no me inspiro para escribir!...
Espero hayas arrancado mas que bien el año!
Besos Galan!

Filosofando al vacío dijo...

A algunos los podemos ver muy fácilmente, pero a otros...

HUMO dijo...

Asi que el bien y el mal es un invento del hombre????
Mira vos , y para justificar qué?!

Somos todo una degeneración!
Sos genial!

=) HUMO

HUMO dijo...

Que triste, ya padezco el mal de alzheimer...me olvidé por completo que te había comentado antes juja!, menos mal que soy original y te mandé cualquier otra !

sorry a veces soy Humo y otras mis diferentes y esquizofrénicas multiples personalidades !

=) HUMO