viernes, 20 de mayo de 2011

El Fantasma y la Sombra


Al caer la tarde, el Fantasma vuelve de su paseo por el pueblo. Bajo un portal encuentra a su amigo la Sombra, en actitud meditabunda. Se sienta a su lado.

-¿Qué pasa, compañero? Te noto cabizbajo.

-Así es, soy sólo la sombra de lo que fui… y eso ya es alejarme en dos grados de la realidad.

-Creeme que te comprendo, suelo sentirme así cuando no me veo al espejo. Mas, ¿sabés cuál es la diferencia entre nosotros?

-¿Qué vos sos blanco y yo soy negro?

-No, además de eso. ¿Qué nos une?

-La desdicha…

-¿Somos seres intangibles?

-Intocables.

-¿Sin materia?

-Inteligibles.

-¿Nos importa?

-De sobremanera.

-¡Ja! ¿Ves? Esa es nuestra principal diferencia. Mirá este precioso sol, ¿es necesario un cuerpo para disfrutar de su calor?

-La enceguecedora luz del día me desvanece. Sólo existo si tengo un algo de quien ser su sombra. Por las noches me confundo con el todo, y ahí comienza mi angustia existencial.

El Fantasma suspira como quien habla con un sordo. Aún así continúa:

-Tenés que valerte por vos mismo, Sombra. No podés ponerte siempre en segundo plano.

-Sólo soy la sombra de otro…

-Sos un exagerado, ése es tu problema.

-¿Y vos qué, Fantasma? ¿No te molesta perder tu contacto con el mundo?

-Yo vivo en el mundo.

-Sí, pero todos huyen al verte. Otros niegan tu existencia. Y los peores, ni siquiera la registran. Ser es ser percibido, mi amigo. Si no te ven, no existís.

-Patrañas. Nada de eso me afecta. Yo soy yo y bien me valgo. Solo. Soy demasiado yo para compartirme.

-No seas hipócrita, Fantasma. Tu seguridad es sólo un mecanismo de defensa. Es una más de tus ficciones protoplásmicas.

-No es así. Yo vivo las cosas desde afuera, contemplo y analizo, no me inmiscuyo más que como mero observador objetivo.

-Tus ojos, justamente, son tu debilidad, tu contacto con la realidad. Señalan tu carencia.

-¿A qué te referís?

-Te vi cómo la mirabas…

La palidez baña aún más el rostro del Fantasma, si eso fuera posible. La Sombra aprovecha.

-Tus paseos, querido. ¿Ignorás que sé que elegís la hora adecuada? Te escondés para no asustarla, la observás con un deseo inoportuno para un ser de tu calaña.

-No es cierto. Además, soy un muerto, perdí mi aliento en una batalla.

-¿Eso te hace sentir invulnerable?

-Totalmente. Nadie mata a un difunto que camina errante.

-¿Apostarías tu vida eterna?

-Con los ojos cerrados.

-Aquí está mi espada. Clavátela.

-¡Es inútil! Nada puede dañar a quien ya ha sido asesinado.

-Hacé la prueba.

-Eso sería un sinsentido… ¡La demostración de un axioma, la cuadratura del círculo!

-Cobarde.

El Fantasma se pone de pie y toma el arma. La Sombra espera desde ella misma.

-¡Soy un Fantasma, nada puede hacerme daño!

Clava el frío metal donde debería estar su corazón. Una mancha carmesí se dibuja en su blanco pecho. Con un hilo de sangre brotando de su boca, exhala sus últimas palabras:

-Tenías razón, me involucré demasiado.

Detrás de escena, Eros muerde una manzana y sonríe maliciosamente.

12 comentarios:

Yo NO SOY Cindy Crawford!! dijo...

Che, pero Eros se supone que era buenito...

SIL dijo...

Eros no perdona ni a los vivos, ni a los muertos ni a los desdichados.

Si a la Sombra le das un tranco, te aniquila...

Excelente ! DON JUAN

Un beso de ficción protoplásmica.

SIL

Mariposa dijo...

Me encantó Juan, muy bueno! Beso

Mista Vilteka dijo...

Buenísimo. En algún momento pensé que Fantasma tenía el mismo origen que el cuerpo que generaba a Sombra. Muchos saludos.

Felipe.

Jardinero del Kaos dijo...

esto de la doble publicacion FB/Blogger me confunde ¿donde comentar? ¿ser redundante y hacerlo en ambos?

otra jugarreta de Eros, ese cruel sujeto que cada tanto nos jode la vida, al parecer ni pasando a ser seres incorporeos nos salvamos de sus instigaciones.

saludos, hay que juntarse

mflorencia dijo...

alucinante! amé este texto.


PD: claro, pero de esas cocheras que sólo existen si hay autos -ser es ser percibido(!)-

Paula Daiana dijo...

Eros, Eros, Eros...!!!
Galán: muy bello el texto y las preguntas y reflexiones que enfrenta!
Besotes
Pau

Anónimo dijo...

juas! genial! me reí. está bien? hoy no tengo ni la más mínima capacidad de profundizar en nada. la parte de 'vos sos blanco y yo soy negro' raya lo políticamente incorrecto. sublime como siempre amigo.
besos. alfon

HUMO dijo...

Mira como te lo digo...MUY BUEEEEENOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO!!!!

Besote!

=) HUMO

Giselita dijo...

"Soy demasiado yo para compartirme"
"Nadie mata a un difunto que camina errante"
"Nada puede dañar a quien ya ha sido asesinado"
Y Eros siempre haciendo de las suyas...
Simplemente genial.

·Geo·ligne· dijo...

Wuaw

Wuaw

(insisto, WUAW)

TRemendo post.
Me encantó.

Un diálogo exquicito entre dos entes más exquicitos aún.

Linda la diatriba que se arma.

Lindos los desafios.
Las frases: me llevo esta "Por las noches me confundo con el todo, y ahí comienza mi angustia existencial."

Sublime, Galan,
Me encantó sobremanera. :)

Abrazo desde el faro (encandilado) al barrio de sombras y fantasmas (a quienes gustosa tendría de amigos) :)

WUAW. jajaja
beso.

Eliane dijo...

Lo lei desde el Face y ya te dije que me encantó! Lindo suspenso!
Un abrazo