sábado, 15 de noviembre de 2008

Apoética


Me siento en tu asiento
Y huelo el aliento
De lo que ayer fue

Respiro el olvido
Tu cara en el viento
Mi mente en un tren

Acecho el invierno
Anhelo tormentos
De leche y café

Añoro e imploro
Las musas de oro
Y ese no-se-qué

Termino y acabo
Surfeando en el hado
Y el tiempo que fue

Felices perdices
Sin pausas motrices
Ni bodas de miel

Sin prisa acomodo
En la barra mi codo
Y pido un fernet


3 comentarios:

El Jardinero del Kaos dijo...

nunca se me ha dado por la poetica, ese si esu final digno carajo y como debe ser!!!

abrazo autentico y decadente(post fernet)

Anónimo dijo...

me encanta.. que lindo estas en la foto juan...

giselita dijo...

esta buena la apoetica, pero tiene que terminar con un fernet???
igual sabes que todo lo que escribas me gusta!!
besos!!