domingo, 16 de noviembre de 2008

Confesiones de domingo



Despotricó hilaridades contra sultanes inexistentes.
Se descostilló de la risa pensando en piedades ajenas.
Enajenó su conducta afilando su garganta.
Pronunció nimiedades que sonaban a eufemismos.
Emitió alaridos ilíricos e histriónicos.
Le pateó la cabeza a un enano.
Se burló con prosas de un gato muerto.
Ironizó sobre la vida y la muerte, sobre lo que pasa y lo que no.
Derramó sarcasmo sobre el amor de los no amantes y volcó el tintero sobre el trabajo terminado.
Se fumó los problemas con sacarina y miel y olvidó lavarse las manos después.
Tintineó las campanas de la soledad, la nostalgia y otros sentimientos pueriles.
Se quemó la lengua y pronunció todo con “D” por el resto del día.
Salpicó las pulcritudes de otros y ensució sus almas con el café de su vida.
Soñó un mundo mejor pero se despertó sin recordar el sueño.
Refutó lo que no sabía y verificó la mentira.
Cantó sonatas sin letra de imberbes poetas.
Pero sobre todas las cosas escribió felonías sin trino e infames epístolas.
Creó un universo y se echó a descansar…
Ese mismo día.

9 comentarios:

giselita dijo...

buenisimo, aunque deberia venir con un diccionario, porque la mayoria de las palabras no las conozco!!!!
besos miles

Fricasoid dijo...

Amo este blog

El Jardinero del Kaos dijo...

Me da miedo...¿no estaras por matar a la entidad conocida como Galan de Barrio?

parece un epitafio.
parece un aviso funebre de "La Nacion"

punto a parte, ¿Has pensado en la depilacion definitiva?

abrazo

María dijo...

Ese escrito es tuyo?

Quedé impresionada. Tánto como con la rosa negra (ya te hice mención antes).

Me encanta la estética de tu blog.

Gracias por haberme visitado.
Beso!

Anónimo dijo...

Bitch: no se le patea la cabeza a un enano, simplemente no se hace.

Me puse al día y me olvidé de la noche.

Saludos.

El Niño Bidimensional.

ÓNIX dijo...

Me gustó muchísimo esta entrada y el blog en general. Me parece fascinante el gran enfoque que le das y como juegas con las palabras...

Saludos, volveré...!!!

María Jesús dijo...

Es fantástico, yo una vez vi como un coche atropellaba a un gatito y, lo menos por lo que me dío fue por burlarme. Además es que sabía que iba pasar, el gato estaba ahí mirando y el coche venía a gran velocidad, me dio la sensación de que cuendo vio cruzar al gato el tiparraco del coche aceleró.

Un abrazo

María Jesús dijo...

Perdón, es fantástico el post. No el atropello del gatito.

Paula Daiana dijo...

Me tentaron muchas de sus propuestas como la de salpicar las pulcritudes de otros y ensuciar sus almas con el café de la vida....
Párrafo aparte merecen dos de sus frases:
* "derramó sarcasmo sobre el amor de los no amantes" bien vale el sarcasmo para ellos, yo suelo usarlo muy seguido...

* "tintineó las campanas de la soledad"... me encantó esa imagen que construiste: las "campanas de las soledad".
Creo que es un sentimiento que se siente y a veces en determinados momentos de nuestra vida nos hace compañía, quizás ese tintineo es el que hace que no perdamos las esperanza.